Como parte del desarrollo de la informatización de la sociedad cubana, uno de los retos es la introducción en la educación de recursos novedosos que contribuyan a que el proceso de enseñanza aprendizaje sea cada vez más dinámico, participativo,  motivador y sobre todo interactivo, que contribuya a que los aprendizajes sean cada vez más interesantes y duraderos en los estudiantes.  Las pizarras digitales interactivas tienen múltiples ventajas derivadas de la motivación, la novedad, interactividad, compromiso y autonomía.

PDI